< Si no puede ver el boletín, pulse aquí >

Año II - Nº19
correodelectores@palumboadministraciones.com

Editorial

El futuro ya llegó

Con el avance tecnológico y la reducción de los costos de fabricación, muchas aplicaciones que antes sólo estaban reservadas para su uso en grandes redes corporativas de oficinas e industrias, han pasado a ser accesibles para las instalaciones en edificios y viviendas en general. Por ello ya no resulta sorprendente que se incluyan capacidades para un control inteligente de aparatos, luces, diferentes tipos de alarma y reacción a las emergencias; que asimismo permiten compartir y enlazar las funciones de los distintos componentes que los forman.
El edificio inteligente es aquél que por si mismo puede crear condiciones personales, ambientales y tecnológicas para incrementar la satisfacción y productividad de sus ocupantes, dentro de un ambiente de máximo confort y seguridad, sumado al ahorro de recursos energéticos a partir del monitoreo y control de los sistemas comunes del edificio.
Aunque la palabra "inteligente" utilizada no corresponda a su real significado semántico, en el lenguaje diario resulta más cómodo decir edificio inteligente que edificio automatizado. El término además connota el tipo de automatización orientado hacia un control centralizado de los servicios, que es adonde apunta esta nueva especialización. Los niveles de inteligencia se miden según la cantidad de procesos controlados y la forma en que lo hacen.
En todos los casos, se trata de edificaciones "tecnológicamente avanzadas", es decir, que cuentan con dispositivos de última generación, que permiten que el sistema nos alerte, nos proteja, trabaje para nosotros y nos haga ahorrar dinero; comportándose como el sistema nervioso central del edificio, mediante una plataforma tecnológica que permita el establecimiento del "edificio conectado" con medidas de seguridad y control de acceso, climatización integral, ascensores con sistemas de optimización de flujo, servicios de datos, voz, seguridad o entretenimiento de forma integrada, e incorporar en esa estructura dispositivos y terminales de comunicaciones, audiovisuales y de teleasistencia, que faciliten al usuario la utilización de todos los servicios.
Es por ello que hoy Palumbo Administraciones brinda un servicio de gestión inteligente, en principio aplicando las últimas tecnologías en lo que denominan “Administración electrónica” como por ejemplo: reclamos y consultas vía web, liquidaciones de expensas por mail, cobranzas electrónicas, documentación digital, facturación electrónica, control de gestión vía web, entre otros. (ver nota “Administración electrónica de consorcios”)
Para cerrar y despedirme hasta nuestro próximo número quiero citar una frase del Adm. Adrian Palumbo: “El que no evoluciona, como los dinosaurios, tiende a desaparecer”.
Un saludo grande.
Ing. Pedro Palumbo

Cristina De Caro. Abogada Prestamos Consorciales Mantenimiento de Ascensores Cover Group - Asesores de Seguros S.A.

Seguridad

Ya rigen las nuevas obleas de extintores


La Dirección General de Defensa y Protección al Consumidor de la Ciudad está distribuyendo la nueva Tarjeta de Identificación y Control de Matafuegos que va adherida a cada equipo extintor que posee el edificio. A partir del 22 de noviembre comienza a regir la nueva reglamentación que estipula la vida útil de cada matafuego.

E

 

n el área Matafuegos, del Laboratorio de Ensayo de Materiales perteneciente al Gobierno de la Ciudad están muy preocupados por la gran cantidad de cilindros mellizos de matafuegos que hay en el mercado después de un procedimiento de “raspado” que se le hace al cuño identificatorio de cada equipo. Al igual que suceden con los autos en los extintores también hay una gran cantidad de unidades “truchas” que con la técnica de raspado y nuevamente gravados modifican las fechas de fabricación de los envases.
Estas nuevas obleas de control rigen según la Ley 2231 para “Todos los extintores (matafuegos), equipos e instalaciones fijas instalados en la Ciudad de Buenos Aires” y de cumplimiento para todas la empresas inscriptas en el Registro de Fabricantes, Reparadores y Recargadores de Extintores (Matafuegos) y equipos contra incendios y el Registro de Fabricantes, Reparadores e Instaladores de Instalaciones Fijas” que deberán ser “fabricados, reparados, recargados e instalados bajo las exigencias de las Normas del Instituto Argentino de Racionalización de Materiales (IRAM) o, en su defecto, de las Normas ISO y/o similares”.
Las nuevas tarjetas cuentan con todos los mecanismo de seguridad ya que en las anteriores se detectaron gran cantidad de apócrifas. Los nuevos modelos incluyen tres sectores bien diferenciados: una para, el cuerpo principal, el usuario, otra para el recargador y la tercera se adhiere en el equipo extintor.
Los datos a consignar se refieren el número de extintor, fecha de fabricación, vencimiento PH, capacidad y agente extintor. Aquí hay un nuevo dato que es la vida útil de matafuego.
En este sentido el actual gobierno porteño puso en vigencia la Disposición nº 2614 que establece que “no podrán instalar, recargar y/o reparar extintores de incendios de uso general cuya vida útil supere los veinte años (20) contados desde la fecha de su fabricación. Para los extintores que posean carga de dióxido de carbono (CO2), el plazo previsto en el párrafo precedente será de treinta años (30) contados desde la fecha de su fabricación” y agrega que esta exigencia es para “los extintores manuales y rodantes con carga de polvo químico secos o gases limpios no superior a 100 kilogramos con carga de agua y espumas no superior a 100 litros y con carga de dióxido de carbono (CO2) no superior a 10 kilogramos”.

Administración

La Administración Electrónica

E
s sabido que la profesión de ser Administrador de Consorcios se esta tornando cada vez mas compleja, mas profesional, lejos quedaron los tiempos en que cualquier persona podía administrar un edificio, fuera cual fuera su profesión, desde contador a jubilado, hoy los administradores deben estar cada vez más capacitados en distintas áreas, cada vez deben estar más informados en temas laborales, legales, fiscales, impositivos y de toda índole, y la informática no es algo ajeno a esto. Es decir, saber cómo usar la computadora y todas sus herramientas, es algo que todos los administradores deben aprender y actualizarse día a día.

 

Empecemos por lo primero, ¿qué es la “Administración Electrónica”?: esta nos deriva al término “Tecnología” que significa, según Real Academia Española, la “aplicación de los conocimientos, métodos o instrumentos de la ciencia para propósitos prácticos”. Es decir, la utilización eficiente de los sistemas de computación. Vivimos en una época de ‘transición tecnológica”, una brecha en donde las empresas que evolucionen sobrevivirán o perecerán en el camino, tecnologías de geolocalización, consulta de expensas a través de la Web, posibilidad de pagar por Internet, debito automático, elija usted el punto, tan solo es la punta del iceberg. Antes uno utilizaba la “Guía” para buscar un servicio, hoy se ‘navega’ en Google y se busca ‘administrador de consorcios’.

¿Pero como se puede aplicar este concepto a la Administracion de Consorcios?

Es facil y difícil a la vez, pero la respuesta es una sola: invirtiendo. ¿Quien pensaba hace 20 años que la luz se pagaría por “pagomiscuentas.com”, o que las expensas se pagarían en cualquier cajero electrónico y/o Pago Facil, o que los administradores iban a tener que tramitar una clave fiscal de relaciones, o confeccionar declaraciones juradas para la AFIP y “subirlas” por Internet?

Ahora nadie se arriesgaría a tener un administrador que no tenga una infraestructura sólida, las nuevas administraciones cuentan con sistemas de computación hechos a su medida, donde pueden hacer seguimiento de los reclamos, balances de ingresos y egresos, proyecciones de expensas y lo principal: estadísticas.

Administradores visionarios ya se están avocando a una nueva realidad, la realidad 2.0, ¿Que significa esto? Lisa y llanamente, Internet, la capacidad de ofrecer un servicio personalizado a cada consorcista, que puedan consultar su expensa, ver las liquidaciones, ver las novedades, incluso ejercer la capacidad de contralor sin moverse de su casa, todo a través de Internet.

Imagínese sentado en su casa mientras lee el diario y tan sencillo como hacer clic en “Abonar expensas”, la misma se debita de una cuenta especifica, o la capacidad de hablar con los demás consorcistas mediante un ‘foro de mensajes’.
Claramente se necesitan consorcistas modernos, relegando al buen señor que todavía pregunta que es “la Interne”, pero como siempre el que no evoluciona, como los dinosaurios, tiende a desaparecer.

Son innumerables las tareas que pueden realizarse en forma electrónica, por ejemplo:

Seguimiento de reclamos y consultas vía Web. El consorcista puede acceder por Internet y consultar el estado y evolución de su reclamo por una determinada reparación o puede consultar a través de la red el monto de las expensas a pagar o su historial de cuenta corriente.
Envío de las liquidaciones de expensas por mail. Ya no será necesario imprimir las liquidaciones e enviar personal exclusivamente a repartir las liquidaciones, se pueden enviar de forma mas facil y rápida por mail.
Area Cobranzas: manejar todas las cobranzas electrónicamente. Ofreciendo una nueva opción de pago, el consorcista puede abonar sus expensas todos los meses en entidades como Pago Facil o Rapipago, o sin moverse de su casa, adhiriéndose al debito automático de su tarjeta de crédito. En todos los casos se recibe por e-mail un informe detallado de las cobrazas realizadas y el procesamiento de los datos es mucho más rápido.
Organización de las carpetas en forma digital: No manejar tantos papeles y archivos físicos durante años, toda la documentación relativa a un Consorcio se puede organizar en la computadora, guardando en distintas carpetas las notas, reglamentos, actas de asamblea, presupuestos, libres deudas, etc. Se ahorra en papel y se gana en eficiencia, se puede acceder y buscar la documentación de una forma más rápida y efectiva, hasta cuando un consorcista requiera copia del Reglamento de Copropiedad, se le puede enviar por mail con un solo clic.
Facturación electrónica: son muchas las empresas que envían sus facturas, presupuestos y otra documentación en forma digital.
Control de gestión por parte del Consorcio vía Web: que el Consejo de administracion pueda acceder, día a día, a mirar por Internet los ingresos, gastos, balances y movimientos bancarios del Consorcio. Esto de gran utilidad para el Consorcio y demuestra una transparencia total del administrador.
Pagina Web para consultas: Se puede crear una presencia efectiva por Internet, pagina Web con foros para consultas y legislación sobre Consorcios, no solo para los consorcios administrados sino para cualquier persona del mundo que quiera acceder a esta información.

Beneficios:
Estas son solo algunas de las tareas que pueden realizarse, pero sin dudas administrar de forma electrónica es mucho mas facil, rápido y seguro, mejora la imagen de la empresa, disminuye las tareas administrativas y genera una fundamental reducción de los costos internos de la administracion.

Los administradores deben incentivarse y reorganizarse en el tema “Computación”. Para las generaciones más veteranas, los que no nacieron con una computadora en su casa, no les quedara otra que invertir tiempo y dinero en informática, porque sin dudas que en un futuro cercano todo se manejará en forma electrónica y este será uno de los principales factores del éxito de muchas administraciones.

Y recuerde que: “Cualquier cosa que la mente del hombre pueda concebir, también lo puede alcanzar” (W. Clement Stone)

Autor:
Adm. Adrián Palumbo
Palumbo Administraciones
www.palumboadministraciones.com

Publicación: Revista Reunión de Administradores Nº 209 - Septiembre de 2008

Vivienda

SRT suspende obras por falta de medidas de seguridad

Durante los meses de julio y agosto, la Superintendencia de Riesgos de Trabajo (SRT) fiscalizó en Capital Federal más de 300 obras en construcción, y luego suspendió a más de 180 edificios en altura, por irregularidades.

D

irectivos del organismo que depende del Ministerio de Trabajo de la Nación, asegura que los accidentes fatales más comunes son los más fáciles de evitar: caída de operarios desde cierta altura, y desmoronamiento de las excavaciones.

Entre las irregularidades detectadas figuran: falta de barandas, protecciones para caída de materiales, arneses de seguridad, andamios en malas condiciones, puertas en los montacargas, y deficiente puesta a tierra en las instalaciones eléctricas.

La construcción de suficientes barandas, señalización, y apuntalamiento, son medidas que reclamaron los inspectores, en numerosas obras, particularmente en zonas como Caballito y Palermo.

Los constructores tienen que realizar rápidamente los trabajos necesarios para ‘poner en condiciones’ la obra, solicitar a la SRT la inspección, y pagar la multa correspondiente. Según estimaciones de la (SRT), hay casi 11.000 obras en construcción con permiso legal (viviendas y locales comerciales). El 60% son obras civiles (montajes industriales, cañerías y ductos), y el 40% son obras edilicias.

E. Brailovsky y Asociados

El lector pregunta

Feedback

P.-Estimados: En mi consorcio, el Gobierno porteño puso fajas de infracción y nos intimó por un cartel de publicidad en nuestra terraza del edificio, que según dicen está mal colocado. ¿Qué podemos hacer ya que nunca nos habían dicho que no correspondía colocarlo?..
Rubén

R.-Estimado Rubén:
En un principio el Gobierno de la Ciudad colocó más de 100 fajas de infracción por carteles de publicidad ya que había dictado la Res. n°1065 (10/7/08) que prohibía la instalación de nuevos carteles y suspendía los trámites en marcha.
A raíz de estas medidas, los empresarios de la Cámara Argentina de la Industria del Letrero (CAIL), la Asociación Argentina de Publicidad Exterior (APE) y la Cámara Empresaria de Publicidad en la Vía Pública habían acordado quitar los 40.000 carteles (60% del total), y a cambio la Ciudad reestablecería el sistema de permisos.
Ante el incumplimiento (o lentitud) de las empresas, el ministro de Espacio Público del Gobierno porteño inició el operativo de fajas ‘"Cartel Publicitario en Infracción’, e intimó a empresas y anunciantes. Finalmente comenzaron a quitar la cartelería trucha (tienen 90 días y deberán presentar informes semanales), y el Gobierno se comprometió a derogar la polémica Res. n°1065.


P.Una pregunta: ¿La persona con necesidades especiales puede quedar exenta del pago de Impuesto de Alumbrado, Barrido y Limpieza – A.B.L.? ¿Cómo se tiene que hacer el trámite? .
José.

R.- Estimado José:

Sí, en el caso de propietarios, condominios, usufructuarios o con derecho de uso siempre que la valuación fiscal del inmueble no supere los $ 40.000, según el Código Fiscal 2003, art. 223. En cuanto a la documentación requerida se necesita: (Original y fotocopia)
- Título de Propiedad o Declaratoria de Herederos o Sucesión (inscripta en el Registro Nacional de la Propiedad Inmueble).
- Boleta de las Contribuciones Inmobiliarias (ABL).
- DNI – LC – LE ó CI (para extranjeros).
- Certificado de Discapacidad (vigente) expedido por el Servicio Nacional de Rehabilitación y Promoción de las Personas con Discapacidad ó por el Hospital de Rehabilitación “Manuel Rocca”.
- Nota por duplicado declarando bajo juramento que es el único bien inmueble que posee en todo el Territorio Nacional. - Declarar el estado civil del peticionante.
Lugares de presentación:
Dirección General de Rentas:
Dirección: Viamonte 900.
Mesa de Entradas. Planta Baja, ventanilla 1 a 5.
Web: www.rentasgcba.gov.ar
Dirección General Mesa General de Entradas:
Dirección: Rivadavia 524, P.B.
.

"Todas las opiniones contenidas en este mail son propias del autor del artículo y no necesariamente coinciden con las de Palumbo Administraciones."



© 2007 Palumbo Administraciones - Todos los derechos reservados | ®